Retrato de pablo picasso

Retrato de pablo picasso

Pablo picasso

Pablo Ruiz Picasso[a][b] (25 de octubre de 1881 – 8 de abril de 1973) fue un pintor, escultor, grabador, ceramista y diseñador teatral español que pasó la mayor parte de su vida adulta en Francia. Considerado uno de los artistas más influyentes del siglo XX, es conocido por ser cofundador del movimiento cubista, por la invención de la escultura construida,[8][9] por la coinvención del collage y por la gran variedad de estilos que ayudó a desarrollar y explorar. Entre sus obras más famosas se encuentran la protocubista Las señoritas de Avignon (1907) y el Guernica (1937), una dramática representación del bombardeo de Guernica por parte de las fuerzas aéreas alemanas e italianas durante la Guerra Civil española.

Picasso demostró un extraordinario talento artístico en sus primeros años, pintando de forma naturalista durante su infancia y adolescencia. Durante la primera década del siglo XX, su estilo cambió al experimentar con diferentes teorías, técnicas e ideas. Después de 1906, la obra fauvista del artista Henri Matisse, algo mayor que él, motivó a Picasso a explorar estilos más radicales, iniciando una fructífera rivalidad entre ambos artistas, que posteriormente fueron emparejados a menudo por los críticos como los líderes del arte moderno[10][11][12][13].

Autorretrato de pablo picasso

RETRATO DE FRANçOISEPortrait de Françoise 1946 Lápiz sobre papel París, Museo Picasso Françoise Gilot Este es uno de los retratos más líricos de Françoise Gilot. Cuando se observan las fotos de esta mujer, se comprende que hay algo etéreo en ella, que la distingue de las demás. Picasso conoció a Françoise en 1946. Primero fue el arte lo que les unió, pero tiempo después se enamoraron y su romance duró casi una década. La relación fue bastante complicada: el artista sólo podía sentir un afecto constante hacia su musa, sin embargo, en ese momento fue Françoise quien le abandonó. Tras darse cuenta de que los mejores momentos se habían esfumado para siempre, Françoise rompió con Picasso y se convirtió en la única mujer que lo dejó por su cuenta.

Tenía pasión, determinación interior y firmeza. Esto se refleja en el retrato de 1946: en la consistencia de las líneas y en la composición del cuadro. Un detalle especialmente vivo es su pelo, suelto y rizado, que describe el temperamento de la mujer retratada.

Salvador dalí

El retrato representa la dualidad en las relaciones de Modigliani y Picasso, que compartían tanto una rivalidad artística como una admiración mutua. El rostro desigual de dos tonos del sujeto sugiere un conflicto interno del artista, así como entre el artista y el sujeto[2].

Modigliani y Picasso se conocieron por primera vez en París en 1906, cuando Modigliani vivía en la comunidad artística de Le Bateau-Lavoir, donde Picasso tenía un estudio y trabajaba en obras como Les Demoselles d’Avignon[3] Aunque se dice que Picasso admiraba el arte de Modigliani, necesitando un lienzo que pintó una vez sobre una obra de Modigliani que había adquirido[4].

En la década de 1930, el Retrato de Pablo Picasso de Modigliani era propiedad de Pablo Picasso, así como algunas otras obras de Modigliani, entre ellas Muchacha de pelo castaño, de 1918.[3] Actualmente el Retrato de Pablo Picasso se encuentra en una colección privada.[5]

Jacqueline roque

Pablo Ruiz Picasso[a][b] (25 de octubre de 1881 – 8 de abril de 1973) fue un pintor, escultor, grabador, ceramista y diseñador teatral español que pasó la mayor parte de su vida adulta en Francia. Considerado uno de los artistas más influyentes del siglo XX, es conocido por ser cofundador del movimiento cubista, por la invención de la escultura construida,[8][9] por la coinvención del collage y por la gran variedad de estilos que ayudó a desarrollar y explorar. Entre sus obras más famosas se encuentran la protocubista Las señoritas de Avignon (1907) y el Guernica (1937), una dramática representación del bombardeo de Guernica por parte de las fuerzas aéreas alemanas e italianas durante la Guerra Civil española.

Picasso demostró un extraordinario talento artístico en sus primeros años, pintando de forma naturalista durante su infancia y adolescencia. Durante la primera década del siglo XX, su estilo cambió al experimentar con diferentes teorías, técnicas e ideas. Después de 1906, la obra fauvista del artista Henri Matisse, algo mayor que él, motivó a Picasso a explorar estilos más radicales, iniciando una fructífera rivalidad entre ambos artistas, que posteriormente fueron emparejados a menudo por los críticos como los líderes del arte moderno[10][11][12][13].

Entradas relacionadas

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad